VASO

Pretendo que el vaso dibujado sea más que el vaso real.
Desisto, cuando para asir el vaso real,
el avance de mi pie a la sombra de la mesa,
bajo el vector posible de la mano al recipiente,
agrupa todo en la mirada